Esta web es sólo para mayores de 18 años. Además, esta web utiliza cookies para datos estadísticos. Más info. Aceptar
Si continúa navegando significará que acepta el uso de cookies para esta web y que es mayor de 18 años.

USA/CANADA TAROT TOLL FREE: 1-877-707-0462 ESPAÑA: 806 585 753 (+34) 96 096 23 17 Videntes Buenas - Tarot Telefónico de calidad

Los secretos detrás de los Guerreros de Xi’an

Visitas 4248 Comentarios 1 Publicado el 01/06/2017 por Valen
 
Categoría: Enigmas y misterios - Etiquetas: , , ,
 

Por cultura general, muchos hemos oído hablar de los Guerreros de Xi’an, también conocidos como los Guerreros de terracota. Sabemos que es una de las obras humanas más extraordinarias y misteriosas de todos los tiempos, que se encuentran al noreste de Xi’an, capital de la provincia de Shaanxi, China. Los más conocedores saben que se trata de un ejército de aproximadamente 8000 figuras de guerreros y caballos de terracota de tamaño real, enterrados cerca de la tumba del primer emperador de China de la Dinastía Qin, Qin Shi Huang, en 210-209 a. C., pero ¿Qué hay detrás de este ejército tan enigmático? 

Los detalles del primer emperador de China 

 

  • El emperador Qin Shi Huang unificó los diferentes reinos que estaban en permanente guerra, y tomó el cargo de primer emperador del imperio chino.

  • También fue responsable de establecer un sistema uniforme de escritura en el imperio, ya que cada tribu y región tenía su propio lenguaje y sistema de escritura.

  • Este emperador además inició la construcción de la Gran Muralla China, que conocemos hoy en día.

  • Qin Shi Huang, ordenó construir el famoso ejército para proteger su magnífica tumba cuando falleciera y para defenderlo de los enemigos del Más Allá; el ejército fue elaborado y terminado antes de la muerte del emperador en 210 a.C. 

Emperador Qin Shi Huang

Las particularidades del ejército de terracota

  • Es difícil imaginar cómo, con herramientas de hace más de 2 mil años, se haya podido forjar este ejército de al menos 8 mil guerreros, todos con características distintas. Incluso hay quienes dicen que en cada uno de los guerreros se puede distinguir su propio carácter y personalidad.

  • No hay registros de las técnicas de fabricación que se utilizaron, pero esta magnífica obra sería muy difícil del replicar, aún en la actualidad.

  • Originalmente, estaban pintados con colores rojo brillante, azul, rosa y oro, pero se dice que, a los pocos segundos de ser desenterrados, perdieron todo su color.

  • Sólo se puede especular acerca de la razón de que sus cabezas, brazos y cuerpos sean huecos, mientras que sus piernas están hechas de terracota sólida.

  • Se dice que los soldados tenían las armas reales que se llevaron a las batallas (espadas, hachas, ballestas, lanzas, etc.), sin embargo, con el tiempo el metal se desintegró y su único rastro son las posturas de las manos de los guerreros, que parecen sostener armas invisibles.

  • Todo indica que el ejército de terracota tuvo alguna vez carruajes, posiblemente hechos de madera, que también se destruyeron con el paso del tiempo.

  • Los Guerreros de Xi’an son uno de los misterios más grandes de China. Antes de la construcción de esta tumba no se esculpían figuras humanas de tamaño real, las estatuas tenían en promedio 20 centímetros. 

La influencia griega de los Guerreros de Xi’an

Los arqueólogos han sido atraídos por una teoría que dice que los griegos pudieron haber estado involucrados en la producción de las estatuas para la tumba del emperador.

Esta teoría se fundamenta en el hecho de que, en una sección de la tumba, cerca del ejército de terracota, se hallaron figuras de acróbatas de terracota con rasgos propios del arte griego, como, por ejemplo, su postura.

Conjuntamente se encontraron figuras de bronce que representan patos, cisnes y grullas, las cuales muestran evidencias de influencia griega.

Además, se ha recuperado ADN europeo al noreste de China en una serie de esqueletos. Esto ha hecho pensar a los expertos que los artistas que hicieron los guerreros de terracota pudieron haber estado inspirados, entrenados o ayudados por artistas extranjeros, provenientes de regiones helenizadas en Asia Occidental y que llegaron a China 1.500 años antes que Marco Polo.

Esto es relevante para la historia porque siempre se ha asumido que China evolucionó de manera independiente, pero si el primer emperador pudo importar fuerza de trabajo occidental o tomar ideas griegas para crear su mausoleo, puede que China no hubiera estado tan aislada como se piensa. 

Siempre se ha asumido que China evolucionó de manera independiente... Si el emperador pudo importar fuerza de trabajo occidental, puede que China no hubiera estado tan aislada como se piensa. 

Lo que hay detrás del descubrimiento de los guerreros

Durante el siglo XX, se contaban historias de descubrimientos arqueológicos en la zona donde se hallaron los guerreros, la mayoría estuvo protagonizada por agricultores que excavaban en busca de agua. Una de las historias habla de un agricultor que había encontrado agua cuando su pala tropezó con algo duro, el agua desapareció y dio lugar a una cabeza, esto asustó al agricultor, quien volvió a enterrar la cabeza y huyó despavorido.

Otro campesino contó que su padre había conseguido una estatua similar y temió que se tratara de un espíritu maligno, por lo que sacó la figura, la ató a un árbol y la apaleó con la finalidad de alejar al supuesto espíritu. Nunca se comprobó si estas historias tuvieron algún valor arqueológico.

El ejército de terracota fue descubierto recién en 1974 por Yang Zhifa, sus hermanos y su vecino Wang Puzhi, unos agricultores que también se encontraban en la búsqueda de agua ante la dura sequía de ese año.

Cuando el pozo que cavaron tuvo unos cuatro metros, la pala de Yang tropezó con una figura circular que al principio confundieron con un cuenco antiguo. Con cuidado lo desenterraron hasta descubrir una cabeza. Así despertaron a los guerreros de Xi’an después de 2.000 años de dormir bajo tierra.

Una de las cosas que llama la atención sobre el descubrimiento, fue lo fortuito de su fecha, ya que se había terminado la Revolución Cultural de Mao Zedong. Pocos años antes, los Guardias Rojos habían irrumpido en la tumba, también subterránea, del emperador Wanli de la dinastía Ming, en las afueras de Pekín, sacaron los esqueletos del gobernante y sus dos emperatrices y los quemaron públicamente. Probablemente un destino peor le hubiera esperado a la tumba de Qin Shi Huang y su ejército de terracota de haber sido descubiertos unos años antes. 

La mala suerte de los descubridores

 

Aunque sea difícil de creer, los primeros descubridores de este ejército de terracota que hoy es considerado como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, no obtuvieron ningún beneficio por su hallazgo, por el contrario, les despojaron de sus tierras, ya que estas eran de interés turístico.

En 1997, Wang Puzhi se encontraba pobre y enfermo, situación que lo llevó suicidarse en ese año.

En tres años Yang Wenhai y Yang Yanxin, murieron a sus 50 años aproximadamente, se encontraban también desempleados, enfermos y sin dinero para pagar los gastos médicos.

Según el portal de la BBC (www.bbc.com/mundo/vert-cul-39635995), en 2007 la esposa de Yang Quanyi, cuya casa familiar había sido demolida, dijo a la prensa que su esposo temía que él y sus hermanos "pudieran haber traído mala suerte de alguna manera” y todavía se pregunta si tal vez los soldados de terracota debían haberse quedado bajo tierra.

Los misterios de la tumba aún cerrada de Qin Shi Huang

La tumba de Qin Shi Huang a la que cuidan los Guerreros de Xi’an, es una mega tumba. Los científicos han podido detectar que el complejo fúnebre se extiende unos 98 kilómetros cuadrados y que hay muchas personas enterradas allí, que pueden ser los artesanos, obreros y convictos encadenados que murieron durante los 30 años de construcción del mausoleo real.

En el centro del mausoleo se encuentra la tumba del emperador, la cual aún hoy en día se encuentra sellada y llena de misterios, pero ¿Por qué?

La razón principal es que los guerreros que han sido desenterrados, sufrieron daños en su pintura a los 15 segundos de estar en contacto con el aire, lo que sugiere que al abrir la tumba de Qin Shi Huang, lo que sea que haya dentro podría sufrir daños irreparables, así que los científicos esperan encontrar o desarrollar la técnica adecuada para descubrir los tesoros que oculta la tumba, sin estropearlos.

Los científicos esperan encontrar o desarrollar la técnica adecuada para descubrir los tesoros que oculta la tumba, sin estropearlos.

Otra razón por la cual la tumba permanece cerrada es debido a las descripciones que hiciera el historiador Sima Qian del siglo II a.C. sobre el mausoleo. Estas descripciones, hasta ahora, parecen ser bastante exactas.

Qian escribió que habría ríos de mercurio rodeando la cámara funeraria del emperador, de tener razón este historiador, sería muy peligroso entrar. Por el momento, sólo se sabe que hay concentraciones de mercurio bastante fuertes alrededor de la tumba.

Pero también hay otras razones para que los investigadores se mantengan alejados de la tumba de Qin Shi Huang, y es que, según Sima Qian, existen trampas como ballestas mecánicas que resguardan las entradas y pasillos de la tumba central.

No se sabe si en verdad existen tales armas esperando ser activadas por los exploradores que se aventuren a entrar, pero tendremos que esperar a que se encuentre la manera de abrir la tumba del emperador sin ningún peligro para nadie y así descubrir los secretos que hay dentro. 

 

Valen

Imprimir

Deja un comentario